2011_La normalización de la trata de personas


Junio 21, 2011

No queremos discutir lo que es cierto ni errado en este blog en materia de la trata de personas. Nuestra empresa, entidad sin ánimo de lucro, tiene como uno de los objetivos proporcionar la participación y desarrollo sociolaboral de personas con discapacidad. Sin embargo, es algo que nos afecta y somos concientes de que este es un espacio en el que se habla de la igualdad de oportunidades de mujeres y de hombre. Además, la trata de personas es un asunto que afecta a la igualdad y está bien que se reflexione.

Os presentamos dos artículos que compartimos sobre la triste normalización de la trata de personas y de una sociedad que todavía está en la UCI (unidad de cuidados intensivos). Dos periódicos, dos artículos y un hombre ponen en evidencia la necesidad de reflexionar sobre nuestra actitud con relación a la trata de personas, en especial, las mujeres y niñas/os.

En el artículo A la caza del «prostituidor» (http://www.larazon.es/noticia/10025-piden-poner-fin-a-la-impunidad-del-prostituidor-para-acabar-con-la-trata#formulario_de_contacto ) habla, entre otras cosas, sobre el perfil de las personas que fomentan la trata de personas.

Otro artículo (http://www.elmundo.es/elmundo/2011/06/07/solidaridad/1307432456.html), que presenta el libro de Jaume Sanllorente, La canción de la concubina, además revela datos importantes relacionados con la trata de personas:

  • La industria del sexo mueve 31,6 billones de dólares al año

  • En 2010, 5.606 personas fueron procesadas por tráfico humano

  • España es uno de los principales destinos de las víctimas de trata

Jaume Sanllorente, afirma también en este artículo: “Después de conocer de primera mano el drama de estas mujeres, no pude volver a acercarme siquiera a la zona de los burdeles”.

Recomendamos la lectura y la reflexión de dichos artículos y libro para que pongamos fin a la normalización de conductas primitivas que se perpetúan en nuestra sociedad. Tenemos buenos ejemplos de una sociedad coherente y justa, mirad el caso de Suecia  y otros tantos países. ¿Por qué la indiferencia y la pasividad? La indiferencia y la pasividad son caldo de cultivo para que la trata de personas perduren. Consideramos que es responsabilidad de todas las personas mejorar los sesgos sociales y culturales desde nosotras/os mismas/os.

¡Al final la igualdad está en ti!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s